¡Que no son más que números aleatorios!

Con ustedes: el campeonato mundial de lanzamientos de monedas al aire.

El que consiga cien caras seguidas será aclamado como el mejor lanzador de monedas al aire del mundo.

Absurdo, ¿verdad?. Pues exactamente lo mismo son los rankings que se publican por estas fechas con “los veinte fondos más rentables del 2,013″.

Y cuando se publican mensuales, o incluso ¡semanales! ya es para dar con la mano abierta.

La calidad de la gestión sólo se puede evaluar tomando datos, como mínimo, de tres años. Si son cinco, mejor. Si son diez ya podemos estar seguros de que son relevantes.

Tomar los datos de periodos más cortos y pretender colegir que un gestor que ha conseguido una buena rentabilidad en un año o en un mes es un buen gestor es engañarse a uno mismo y engañar a quien se lo dices. A plazos tan cortos los movimientos son totalmente aleatorios y los resultados simplemente cuestión de suerte. Como dijeron unos que leí en una entrevista por ser ¡el fondo de la semana!: “hicimos una apuesta por no sé qué valor hace tiempo y estábamos convencidos de que iba a salir bien” y la expresión es la más acertada: no es más que una apuesta, como ir a Bwin. Ser el mejor de la semana no significa absolutamente nada sobre tu calidad como gestor.