Se puede resumir muchísimo

Funds People publica una “Guía práctica sobre opciones y cuando usarlas.”

Lo único que tiene que saber es que un inversor de a pie no tiene que usarlas nunca. Ya no tienen que leerse ocho o diez párrafos.

Son un producto complejo y que puede significar pérdidas ilimitadas. Siguiendo con el símil que me gusta usar de la medicina, imaginen una guía práctica para usar el rohypnol o cualquier otro medicamento con efectos secundarios potencialmente graves.

Digresión que no tiene nada que ver: Pérez-Reverte tuvo la osadía de podar El Quijote para hacerlo accesible a los jóvenes y que se pudiera leer en la escuela. Estando de acuerdo en que un chaval de quince años no entiende El Quijote ni Fuenteovejuna, como me hicieron leer a mí, la solución me parece aún peor, al igual que detesto que se coloreen las películas en blanco y negro.

Y pensé que podía hacer algo similar con la saga de Alatriste, pero creo que si hubiera eliminado los sonetos de Quevedo y adláteres que cita cada dos por tres, las miradas retadoras y los silencios “no te digo ná y te lo digo tó” me hubiera quedado una carilla por novela. Y él se hubiera mosqueado como Cervantes se debió de revolver en su tumba cuando le hicieron eso a su novela.

Distribuido bajo Licencia Creative Commons Atribución-No Comercial- Compartir Igual 4.0 Internacional.