Uno, dos y… ¿qué era lo que venía después?

Warren Buffett suele decir que “el inversor medio no suele saber contar hasta tres.”

Se refiere a que nuestro cerebro tiene una tendencia innata a “identificar” una racha cuando se han dado dos resultados consecutivos en cierto sentido, pensando que “es evidente” que se va a continuar en el mismo sentido.

Pues en el caso que comento ahora no se llegó a ser capaz de contar ni siquiera hasta dos.

Los rankings de fondos mas rentables del trimestre, del mes o de la semana me parecen ordenados de menos a mas ridículo.

Los del fondo mas rentable del año es solo ligeramente mas ridículo que los anteriores pero igual de inútil.

Pues hace año y medio quienes informaban de fondos se volvieron locos con el fondo “Okawango Delta A” porque había obtenido una rentabilidad en el 2,013 del 74,9%.

El IBEX subió un 21% ese mismo año, una cifra importante pero lejos de la rentabilidad del fondo.

Pero un solo año no puede ser la base de encendidos elogios a la “capacidad de gestión” del responsable.

Si en el año 2,014 obtuvo una rentabilidad del 1,2% contra un 3,66% del índice podemos sospechar que para afirmar que la gestión es sobresaliente hay que esperar un poco mas.

Distribuido bajo Licencia Creative Commons Atribución-No Comercial- Compartir Igual 4.0 Internacional.